LA POLITICA EN NEUQUEN

Sin diálogo no habrá confianza ni paz social

Los ejemplos abundan a nivel mundial. La Pandemia afectó la credibilidad de todos o casi todos los gobiernos. El aumento de los excluidos y los que pujan por mantenerse en pie.
domingo, 25 de octubre de 2020 · 09:16

Fueron siete días de mucha tensión. Los últimos de la primera quincena, de la primera etapa, del Decreto de Necesidad y Urgencia presidencial que ubicó a más del 70 por ciento de los neuquinos bajo Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO).

El anuncio se había realizado desde Casa de Gobierno. Junto al Presidente Alberto Fernández, participaron los gobernadores de Jujuy, Gerardo Morales; de Santa Fé, Omar Perotti  y el de Neuquén, Omar Gutiérrez.

La puesta en escena serviría para que los mandatarios provinciales de los distritos más afectados por el aumento de contagios de Coronavirus volvieran a sus terruños con la tablita de lo que se debía aplicar. Ese fin de semana el número de contagios en la provincia de Neuquén llegaba a 300 personas.

El viernes pasado, Fernández comunicó la extensión del alcance del DNU por otros 15 días. El jueves había participado de una reunión junto a todos los mandatarios provinciales.

El encuentro sirvió para analizar la situación en cada provincia, respirar hondo y juramentarse continuar con las medidas hasta frenar los picos de contagios.

Imágenes

La tarde del viernes, el gobernador Omar Gutierrez, encabezó una conferencia de prensa junto a todos los intendentes de las localidades con transmisión comunitaria. Como no sucedía hace mucho tiempo, el patio de la Casa de Gobierno albergó a los mandatarios de comunales de Neuquén, Mariano Gaido; de Plottier, Gloria Ruiz; de Senillosa, Patricia Fernández; de Plaza Huincul, Gustavo Suarez; de Cutral Co, José Rioseco y el de Zapala, Carlos Koopman.

La foto ideal, para el gobierno provincial, que cerraba una de las semanas más críticas en lo que va de la Pandemia.  No fue casual mostrarse juntos y acordando los horarios de cierre de los comercios, algo que los intendentes ya habían hablado entre ellos de antemano.

Por un momento se pensó que los caciques comunales se cortarían solos y dejarían al gobierno provincial anunciando la extensión de las medidas del DNU hasta el 10 de noviembre próximo, pero la sangre no llegó al rio.

Mientras la intendente de Plottier, Ruiz, tiraba de la soga en defensa de los comerciantes de su localidad, una actitud similar adoptaban sus pares de Centenario, Javier Bertoldi; el de Cutral Co, José Rioseco y el capitalino, Mariano Gaido.

Había olor a un plan de resistencia y en el gobierno provincial se encendieron las luces de alerta. Así fue como el Ministro jefe de gabinete, Sebastián González, tomó las riendas de la situación y trabajó con cada intendente las medidas de consenso necesarias para superar, al menos momentáneamente, las diferencias con la admnistración central.

Las críticas

Es un secreto a voces que los intendentes se muestran cansados por lo que ellos entienden como “destrato” y falta de consideración a la hora de evaluar las decisiones que se adoptan en el plano provincial y que comprometen a sus comunas. De hecho, a mitad de semana fue la intendente de Plottier, la encargada de decirlo públicamente. Habló de la falta de diálogo y de ciertos “vicios machistas” en el trato que se le dispensaba desde la fortaleza de Roca y Rioja. En la misma sintonía se refirió Rioseco cuando la conferencia del viernes ya concluía.

Los mismos planteos se escuchan cuando se habla en off con el resto de los intendentes de la provincia, pero la cuestión no solo queda allí.

Los jefes de las bancadas legislativas, en distintos momentos, han advertido sobre el destrato al que son expuestos los legisladores cada vez que algún funcionario de primerísima línea del Ejecutivo los llama para acelerar el tratamiento de proyectos claves para la actual gestión de gobierno. Incluso los legisladores que llegaron como aliados le han reclamado a referentes de peso del MPN la falta de diálogo con el gobierno provincial y el incumplimiento de algunos acuerdos sellados entre diciembre y enero último.

Como si se tratara de una extensión de la maldad que genera el “bicho maldito” los empresarios y comerciantes, nucleados en distintas cámaras empresarias, se lamentan por lo bajo por las malas formas con las que han sido tratados en distintas reuniones realizadas a través de Zoom.  

La situación en el sector empresario y la falta de soluciones a los planteos realizados hizo que aparecieran nuevos referentes de un sector en rebeldía de las viejas estructuras empresarias. Así fue cómo surgió el Cluster PyMES Neuquinas, en donde abrevan todos los disidentes de las distintas cámaras que crecieron al calor de los distintos gobiernos del MPN. Son estos, los que adoptaron un tono crítico hacia los gobiernos del MPN denunciando, también, falta de dialogo “sincero” para alcanzar acuerdos “duraderos”.  

¿Será la foto lograda el viernes por el gobernador junto a los intendentes la que marcará un nuevo rumbo en la gestión de Omar Gutierrez? ¿O se trata de una de las tantas imágenes instantáneas que solo reflejan el momento? Las respuestas están en los propios protagonistas de aquella instantánea.

Descreimiento

El gobierno nacional transita los últimos 70 días del año con un estado de estrés en todas sus estructuras. El nivel de credibilidad cada vez es más bajo y la imagen negativa avanza sobre cada uno de ellos, como el Coronavirus en el mapa de nuestro país.

La situación es la misma en cada una de las provincias. Neuquén y Río Negro no son la excepción.

La sociedad ya no compra posturas ni mensajes armados para la ocasión. Así lo demuestran los números del rating en TV cada vez que el Presidente aparece enumerando las medidas decididas en el marco de la lucha contra el Coronavirus.

El pasado mes de Julio, el gobierno provincial presentó el Consejo Consultivo Plural. Una herramienta que llegaba para establecer el diálogo entre todos los actores políticos, sindicales, sociales y empresarios de toda la provincia.

Hoy nadie habla de dicha herramienta y en el último mes no se han conocido novedades sobre lo realizado.

La actual demanda de diálogo podría llegar a hacer resurgir al Consejo Consultivo Plural pero para ello habrá que despojarlo de cualquier especulación político electoral a futuro. Difícil en un año, precisamente, electoral.

Como lo analizamos anteriormente, la sociedad neuquina está en la búsqueda de canales de diálogo en donde plasmar sus preocupaciones ante interlocutores que colaboren en la recuperación de la confianza perdida. En este barco están comprometidos el gobernador, los intendentes, sindicalistas, empresarios, dirigentes sociales y representantes religiosos.

Todos atravesados por la incredulidad de una sociedad que demanda un ida y vuelta con sus representantes. “La política” se ha cortado sola y ante la inestabilidad social no disimula esfuerzos para castigar y disciplinar. Una vieja práctica que ha dejado muchas víctimas en el camino. La Pandemia y el aislamiento social son una buena excusa para que algunos imaginen situaciones que rayan el absolutismo mientras otros entendemos que el camino es el dialogo sincero y fecundo.

Es el diálogo el que ha transformado a muchas empresas pequeñas en medianas, con proyección a futuro. Es el diálogo en lo que las  PyMEs neuquinas han basado su fortaleza.

El diálogo a lo largo de la historia es lo que ha permitido atravesar situaciones extremas. Estamos ante el gran desafío de comprometernos e involucrarnos sin mezquindades, o, como dijo Discépolo, quedaremos “en el mismo lodo, todos manoseaos”.

Galería de fotos

1
1

Comentarios