CONFLICTO MAPUCHE

Crece la tensión: apedrearon un patrullero de la Rionegrina

Se cumplen tres años del asesinato de Rafael Nahuel durante la represión del grupo Albatros en Mascardi.
miércoles, 25 de noviembre de 2020 · 00:00

El tercer aniversario del asesinato de Rafael Nahuel, durante la represión e intento de desalojo del grupo Albatros en Villa Mascardi, no pasará desapercibido. Desde hace meses que la situación en los terrenos que mantiene usurpado la lof Winkul Lafken Mapu está muy caliente. Ayer, un grupo de encapuchados apedreó y rompió los vidrios de una camioneta usada por la Policía de Río Negro, que custodiaba la zona.

El ataque se produjo mientras los uniformados realizaban una ronda de prevención en Villa Mascardi, frente al predio de Parques Nacionales donde se proyectaba la Escuela de Guardaparques. De repente, un grupo de unas 10 personas comenzó a apedrear a la camioneta que no tiene identificaciones, pero en la zona está perfectamente identificada por los vecinos. 

La camioneta terminó con vidrios rotos y abolladuras en distintas partes de su carrocería. Además, en la caja estaban colocados los escudos que utiliza el personal y también quedaron destruidos. El personal, que resultó ileso, también le manifestaron a sus superiores que casi al mismo tiempo escucharon detonaciones de armas de fuego en el predio usurpado por la comunidad. 

La tensión en la zona recrudeció este año, cuando a lof usurpó la cabaña que tiene el Obispado de San Isidro, fuera de las tierras de Parques Nacionales. Esta situación derivó en una causa judicial que tiene una orden de desalojo vigente por parte de la Justicia rionegrina y que los mapuches se niegan a cumplir. Es más, prometieron resistir.

Precisamente, la resistencia trae como recuerdo las jornadas previas a la brutal represión del grupo Albatros de Prefectura, fuerza enviada por la ex ministra de Seguridad Patricia Bullrich para desalojar el predio usurpado, tras la orden del entonces juez Federal subrogante de Bariloche Gustavo Villanueva.

Nahuel, un joven de 21 años de la zona del Alto de Bariloche, fue asesinado por la espalda el 25 de noviembre de 2017, cuando efectivos del grupo Albatros de Prefectura entró al territorio de la comunidad Lafken Winkul Mapu, en Villa Mascardi. Los mapuches corrieron y se refugiaron en el cerro y allí comenzó una verdadera cacería. En las pericias realizadas días después, se contabilizaron entre 114 y 129 disparos con munición 9 milímetros.

A Rafa lo mató un proyectil que, una primer pericia, señaló el subfusil MP5 correspondiente al Cabo Primero Francisco Javier Pintos, quien además realizó más de 50 disparos, si se contabilizan los efectuados con su pistola reglamentaria. También resultaron heridos Gonzalo Coña (brazo) y Johana Colhuan (hombro), a quienes se los imputó por usurpación.

A tres años del asesinato, se espera una tercera pericia balística. La, realizada por los peritos oficiales Roberto Nigris y Karina Uribe y la perito de la querella que representa a la familia de Nahuel, Silvia Bufalini, señaló el arma que tenia a cargo Pintos. Sin embargo el juez Villanueva ordenó una segunda a Gendarmería, fuerza dependiente en aquel momento de Bullrich, que no pudo determina la procedencia del proyectil.

Con estos resultados, se ordenó un tercer estudio en Salta, pero que la pandemia retrasó. Además de las presentaciones realizadas por el abogado defensor de Pintos, el ex funcionario de la Secretaría de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires durante la gestión Cambiemos de María Eugenia Vidal, Marcelo Hugo Rocchetti. 

Para evitar incidentes durante el reclamo de Justicia que se realizará hoy, el Juzgado Federal de Bariloche permanece desde ayer vallado y con personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria custodiando la cuadra.

Comentarios

Otras Noticias